dissabte, 1 d’octubre de 2011

Refranes

Cada cosa nace para su semejante.
Cada cosa pía por su compañía.
Cada cosa son dos cosas, cuando no son veinte cosas.
Cada cosa tiene dos asas una que está fría y otra que abrasa.
Cada criatura obra según su natura.
Cada cual a lo suyo.
Cada cual ama a su igual y siente su bien y su mal.
Cada cual arrima su sardina a la braza.
Cada cual conoce el trote de su caballo.
Cada cual debe ocuparse únicamente de aquello que entienda o le competa.
Cada cual echa sus cuentas, unas veces va errado y otras acierta.
Cada cual en su casa y Dios en la de todos
Cada cual en su madriguera sabe más que el que viene de fuera.
Cada cual habla de la feria según le va en ella.
Cada cual hable, de aquello que sabe, y en lo demás se calle.
Cada cual huele al vino que tiene.
Cada cual mire por su cuchar.
Cada cual quiere las cosas a la medida de sus narices.
Cada cual sabe de la pata que cojea.
Cada cual sabe donde le aprieta el zapato.
Cada cual se cuelgue lo que mate.
Cada cual se reparte con la cuchara grande.
Cada cual siente el frío como anda vestido.
Cada cual siente sus duelos y pocos los ajenos.
Cada cual siente sus males y Dios siente los de todos.
Cada cual ve con sus anteojos, y no con los de otro.
Cada cuba huele al vino que lleva.
Cada deuda, por pequeña que sea, es el anillo de un grillete.
Cada día es maestro del anterior y discípulo del siguiente.
Cada día gallina, amarga la cocina.
Cada día gallina, amarga la cocina.
Cada día pan blanco hace apetitoso el bazo.
Cada día que amanece, el número de tontos crece.
Cada día sale el sol, se vea o no.
Cada día un grano pon, y harás un montón.
Cada día, su pesar y su alegría.
Cada día, trae y lleva penas y alegrías.
Cada doblón acumulado ha sido diez veces rapiñado.
Cada dueño tiene su sueño.
Cada gallina a su gallinero.
Cada gallo canta en su gallinero, y el que es bueno, en el suyo y en el ajeno.
Cada gorrión tiene su corazón.
Cada grumo tiene su humo.
Cada hombre cuerdo lleva un loco dentro.
Cada loco con su tema y cada llaga con su postema.
Cada loco con su tema y cada lobo por su senda.
Cada loco con su tema.
Cada loco con su tema.
Cada maestrillo tiene su librillo
Cada mal en su corral.
Cada medalla tiene dos caras.
Cada mochuelo a su olivo y cada puta a su rincón.
Cada mochuelo a su olivo.
Cada moneda tiene dos caras
Cada mozo lancee su toro.
Cada necio quiere dar su consejo.
Cada ollero alaba su puchero.
Cada oveja con su pareja.
Cada oveja con su pareja.
Cada pájaro lance su canto.
Cada palito tiene su humito.
Cada palo aguante su vela.
Cada panadero blasona de sus panes.
Cada pelo hace su sombra en el suelo.
Cada perro con su hueso.
Cada persona es dueña de su silencio y esclavo de su palabra
Cada peso tiene su contrapeso.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada